Viernes 12 de Enero 2024
CLUB ATLÉTICO BOCA JUNIORS

Riquelme piensa en el futuro: el descubridor de Román que trabaja en Boca

Juan Román Riquelme piensa en el futuro de Boca y para ello trabaja día a día con un captador de talentos.

Juan Román Riquelme sorprende con el caza talento de Boca
Por
Escrito en RESERVA BOCA el

Mientras se define el plano electoral en BocaJuan Román Riquelme sigue planeando el inicio de la pretemporada el próximo 26 de diciembre. Para esto, el vicepresidente no trabaja solo, sino que tiene un equipo por detrás que lo ayuda en el mercado de pases.

El captador que vio el talento de miles de chicos que hoy son estrellas del fútbol mundial forma parte de la estructura de fútbol de Boca, en la búsqueda nuevos cracks como Valentín Barco, Ezequiel Fernández y Cristián Medina que brillan en la Primera del club.

Jorge Rodríguez tuvo un papel fundamental para que Riquelme se desarrolle profesionalmente en el deporte, fue quién descubrió su talento. En la actualidad trabaja en el equipo de captación de jóvenes del club y es una de las piezas fundamentales en la búsqueda.

Rodríguez sigue de cerca a los clubes de baby fútbol de Buenos Aires, recorre todos los fines de semanas para encontrar talentos así como hizo con Juan Román Riquelme en su momento, hoy en Boca está en el área de captación de talentos, lleva chicos al club y de ahí los entrenadores toman la decisión de tomarlos o finalmente rechazarlos.

 

En Boca están atentos: ¿Quién es Jorge Rodríguez?

 

Jorge Rodríguez se desempeña como entrenador y formador de juveniles futbolistas en Boca. Fue director de dos clubes importantes de baby fútbol de Buenos Aires, Defensores de Bella Vista y “La Carpita” de Villa Libertad.

En el año 1985, Rodríguez recorriendo los diferentes clubes de baby fútbol descubrió a Juan Román Riquelme y quedó completamente maravillado con su forma de jugar y lo mencionaba de la siguiente manera: “Empecé a recorrer todos los lugares que creí que podía estar, hasta que llegué al barrio San Jorge. Román estaba jugando con tres o cuatro chicos más. Cuando lo vi, me di cuenta que estaba ante algo distinto”.